viernes, 13 de enero de 2017

Queremos estar en el hogar de Dios!

Mientras vivimos en este mundo, suspiramos por la casa donde viviremos para siempre. Sabemos que, cuando estemos allí, estaremos bien protegidos.
(2 Corintios 5:2‭-‬3)